¿Cómo escoger unas zapatillas de running? - Deporte del Sur

Ads Top

¿Cómo escoger unas zapatillas de running?


Cuando vamos a correr no es necesario solo comprar la ropa adecuada, sino que necesitaremos también las zapatillas adecuadas, las cuales nos eviten futuras lesiones y nos hagan rendir al máximo en función de nuestras posibilidades. Existen múltiples modelos de zapatillas, como los modelos de zapatillas Saucony de running. Pero los factores que debemos de tener en cuenta a la hora de elegir unas buenas zapatillas y nos eviten esas lesiones, son las siguientes:


La talla

Es uno de los principales factores que debemos de tener en cuenta. Cuando corremos, nuestro pie tiende a deslizarse unos milímetros, por ello debemos de evitar que los dedos toquen la punta de la zapatilla. Cuando probemos una deportivas, debemos de introducir con dificultad el dedo índice entre el talón del pie y la zapatilla.

El peso

El peso es un factor que influye en la pisada. Por ello, debemos de elegir un calzado con la amortiguación adecuada a nuestras características; a mayor peso, mayor amortiguación necesitaremos.


Arco del pie

Debemos de averiguar que tipo de arco tenemos, aunque lo mejor es realizar un estudio en un podólogo, podemos ver nuestro tipo de arco mojando la planta del pie y dejando la huella en un papel. Este test acota los modelos a los que podemos acceder, es decir, una persona con arco bajo o pies planos no debería de comprar zapatillas con arco marcado, y una persona con arco alto no debería comprar zapatillas con arco bajo.



Estado de forma

Si tenemos un ritmo lento, necesitaremos zapatillas flexibles para intentar depurar la técnica de carrera; y los corredores con buena forma física necesitarán zapatillas menos amortiguadas, ya que ellos ya tienen mayor flexibilidad y musculatura desarrollada.


Ancho del pie

En algunas marcas encontraremos que tienen diferentes tipos de ancho en sus zapatillas, por ejemplo usan el tipo D para hombres, y el tipo B para mujeres, aunque para pies estrechos existe también la opción B en hombres, al igual que para pies anchos, existe la opción D para mujeres.


Tipo de pisada

Es importante tener en cuenta el tipo de pisada. Podemos ser del tipo pronador o del tipo supinador. Expliquemos cada tipo para que no queden dudas.

Pronador: La pronación viene determinada con el movimiento de rotación hacia el interior que realiza el pie al correr, el cual es un mecanismo natural para amortiguar e impulsarnos. Algunos especialistas inciden en que puede provocar lesiones, por ello recomiendan utilizar plantillas o zapatillas para pronadores. La mayoría de los corredores pertenecen a este tipo.

Supinador: La pisada del supinador es hacia fuera. Son pocos los corredores que de este tipo y no existen zapatillas para supinadores específicas. Deben utilizar unas zapatillas neutras flexibles.

Terreno

El terreno es un factor bastante importante. Si corres por la acera, necesitaremos unas zapatillas con amortiguación blanda, en cambio, si vamos a correr por la hierba, necesitaremos mayor estabilidad, por lo que tomaremos menos importancia a la amortiguación de la zapatilla y mayor importancia a la adherencia al suelo.

Ritmo

Si tenemos un ritmo lento lo normal es recurrir a zapatillas amortiguadas. Para un ritmo más rápido habrá que recurrir a zapatillas más ligeras y con menos amortiguación, o incluso usar unas “zapatillas voladoras” en el caso de tener un ritmo bastante rápido.

Una vez estudiado estos factores, hay otro aspecto que debemos de saber, ¿cuándo cambiar las zapatillas de running?, dependiendo del uso. Las zapatillas de entrenamiento (300-400 gramos) te permitirán hacer entre 1. 500 y 2.000 kilómetros. Y las de competición (150-280 gramos) han de renovarse cada 300 o 500 kilómetros. Si utilizas las mismas zapatillas para entrenar y participar en carreras, debes establecer una media.

¿Existe la zapatilla perfecta para todos?

No hay dos pies iguales y por eso hay tantos tipos de zapatillas. Un modelo puede ser mejor o peor para un usuario tipo, pero si ese corredor usa una zapatilla buena que no entra dentro de su segmento, seguramente será peor que la peor de las que son adecuadas para él o ella.

Hay mucha innovación en el mundo de las zapatillas, y más últimamente que correr ha crecido en popularidad, pero no existe la perfección. Lo mejor es determinar tus características y elegir entre todo el abanico de posibilidades que hay.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.