¡Que empiece el baile! Arranca la temporada de triatlón

triatlon-andalucia-ruzafa

Ese aroma neopreno, esa calma tensa previa a la salida, esa concentración mientras visualizamos la carrera que tenemos por delante, mientras fijamos la estrategia para cada sector... ¡Comienza lo bueno! Llega la temporada 2016 de triatlón en Andalucía. Lo hará este sábado 2 de abril con el Triatlón DX2 de Sevilla, en las modalidades de media y larga distancia con una larguísima nómina de inscritos en ambas modalidades para arrancar con la natación en el río Guadalquivir junto al Centro de Alto Rendimiento de la Cartuja, circuito en bici por la A-460 hacia Las Pajanosas y la SE-3410 hasta cerca de Gerena, terminando con la carrera a pie por el Parque del Alamillo, los jardines de San Jeronimo y el Paseo Juan Carlos I, con meta en el CAR. 


Pero tras Sevilla arranca el espectáculo del triatlón en el deporte andaluz. El fin de semana del 9 y 10 de abril, habrá prueba sprint el sábado en Almuñécar (Granada) y el domingo de media distancia en Ardales (Málaga) y olímpico en San José del Valle (Cádiz). El domingo 17 de abril se disputa el Triatlón Inacua Costa del Sol en Torre del Mar (Málaga) con sprint y larga distancia. El 30 de abril es el Nutrisport Half Triatlón de Sevilla y el TriHércules Cádiz sprint.

Puedes consultar el calendario completo.

Pero recuerda además que no ha terminado el calendario de duatlón.

Comentarios

Lo imprescindible

200 frases deportivas: inspiración con FRASES MOTIVADORAS

101 Ronda 2022: 24 horas de homenaje legionario al deporte

Clasificación 101 Ronda 2022 La Legión: los top 10 de todas las pruebas

Clasificación Media Maratón Granada 2022: ganan Birhan y Misganaw

Clasificación Maratón Barcelona 2022 Zurich: día de nuevos récords

Deportistas españoles: los mejores de todos los tiempos

Rodillo de abdominales ¿es efectivo o es un chisme más?

Media Maratón Ibiza 2022 | Clasificación: récord femenino de Chernet

Clasificaciones Ultra Trail Bandoleros y Bandolerita 2022

El portero de fútbol que recibió una lluvia de ¡consoladores de plástico!