"Gracias por convertir mis palmas desde gol norte en guantes para defenderte"


Emotiva carta de despedida de Javi Varas. El portero recientemente desvinculado del Sevilla para fichar por el Valladolid se ha querido despedir de toda la afición sevillista con el siguiente texto:

Ha llegado el momento de darte las gracias, Sevilla FC. Las gracias por haberme dado la oportunidad de sentirte de una forma tan especial. De convertir mis palmas desde gol norte en guantes para defenderte. Y lo he hecho como mejor he sabido. Dejándome el alma por ti.

Jugar al fútbol es una cosa. Pero hacerlo y sentirte cada día es otra. Y eso no es sencillo de explicar, ni es fácil de comprender. Los malos momentos contigo se convertían en profunda tristeza. Y los buenos, en felicidad absoluta. Y es que todo se dispara cuando el corazón late al ritmo del escudo que defiendes.

Yo me quedo con todo lo bueno. Con cada minuto que te he disfrutado. Con el orgullo de ocupar tu portería. Con el cariño de mi gente. Con las personas que se han ido uniendo a mi vida por compartir tu camino. Y, lógicamente, me quedo con esos momentos de felicidad eterna, por haberme sentido partícipe de un ascenso con mi filial, y de una Copa del Rey y una UEFA Europa League con mi Sevilla FC. Mi corazón se acelera sólo con recordarlo.

La vida me ha dado la oportunidad de formar parte diaria de ti, de una u otra forma, durante nueve temporadas. No podía imaginarme nada parecido cuando a mis 20 años aún jugaba en campos de tierra. O cuando el fútbol solo parecía ya un hobbie al salir de mi trabajo de administrativo. Nunca bajé los brazos. Dicen que soy tozudo. No sabría decir si es así, pero cierto es que me gané una oportunidad.

Pero el fútbol no es un deporte individual, siempre fue un trabajo en equipo. Y por eso le doy las gracias a cada miembro del club, a cada entrenador, a cada compañero, a cada preparador de porteros, a cada médico, cada fisioterapeuta, cada recuperador, a cada utillero, cada empleado, a cada sevillista con el que he compartido todo este tiempo, a cada miembro de una afición de la que me considero parte, a cada periodista. De todos ellos he aprendido algo. Sin excepción. Prefiero no dar nombres para no cometer el olvido imperdonable de dejarme a alguien atrás. Aunque quiero volver a insistir en mis compañeros. Porque sin vuestro apoyo constante no habría sido posible cumplir mi sueño.

Me llevo algo más de una amistad de ese vestuario. GRACIAS. Tú, amigo sevillista. Imagina por un momento que ese sueño que siempre tuviste siendo niño de jugar en tu Sevilla se convirtiese en realidad. Piénsalo un momento. Disfrútalo un segundo. Y entonces, ahora sí, podrás entenderme.

A los que confiaron siempre en mí, gracias eternas. A los que no, también gracias. Eso me sirvió para redoblar esfuerzos y pelear por cambiar su opinión.

Y ahora te digo adiós, Sevilla. ¿Adiós? Bueno, no exactamente. Los sentimientos puros no se despiden. Sólo es un cambio de forma. Dejo tu césped, dejo tu portería dejo tus guantes y vuelvo a las palmas, a darte mi aliento. Seré sevillista en la distancia, deseando sentir nuestras alegrías, intentando mitigar nuestras penas. Porque ahora me enfundo una nueva camiseta en otra etapa de mi vida con toda la ilusión del mundo. Y también me dejaré el alma en defenderla. Pero, mientras, volveré a sentirte como antes, como siempre. Ahora seré yo el que vuelva a gritar. Aquí estamos contigo, Sevilla FC…
Share on Google Plus

About Javier Lara

Síguenos a través de la cuenta de twitter @deportedelsur o directamente al autor en @josejavilara Si quieres enviar tu noticia sobre Deporte Andalucía o contratar nuestros servicios escribe a empresamascomunicacion@gmail.com

0 comentarios :

Publicar un comentario